Noticias INAI

«Dar más importancia a la Santa Cena»

02.01.2007

Fotos: Editorial

Zúrich. «La celebración de la Santa Cena tiene que adquirir más peso en los servicios divinos». El apóstol mayor Wilhelm Leber está a favor de esto. En la entrevista con la revista de la iglesia «Nuestra Familia» el apóstol mayor explica también por qué considera necesaria la formación de los portadores de ministerio. Además anuncia una segunda hora de información para el otoño de 2007. Un tema podrían ser cuestiones sobre la historia de la iglesia.

En este lugar damos partes de la entrevista. La entrevista completa puede ser leída en la revista «Nuestra Familia» 01/2007 para miembros de la Iglesia Nueva Apostólica. Aparecerá a partir del 5 de enero y se puede recibir a través de la edición Friedrich Bischoff en Francfort.

Una reproducción completa de la entrevista no es permitida por razones de derechos de autor.



Extractos de la entrevista con el apóstol mayor Wilhelm Leber

Tema: Mensaje Bischoff

Como apóstol mayor usted es el primer representante de la Iglesia, también delante de los medios de comunicación. Hace un tiempo atrás dio una entrevista a una revista cercana a la iglesia evangélica. ¿Cómo surgió esto?

Esta solicitud me la hizo nuestro secretario de medios, el evangelista de distrito Johanning. Contemplamos hasta qué punto es razonable para la Iglesia y llegamos al resultado que sería una oportunidad para presentarnos nosotros mismos y encarar los prejuicios. Parece que el redactor tenía la tarea de buscar contactos con diversas comunidades religiosas. Se informó de la INA con la ayuda del material que tenía a disposición y consultó controladamente dónde podía encontrar puntos difíciles de entender para forasteros. Mi manera de ser es tratar las cosas muy abiertamente; pienso que corresponde a nuestra época y también a nuestro objetivo de alcanzar una cierta estimación dentro de las iglesias. Es un proceso de desarrollo del cual no nos retiramos.

En la entrevista se trataba también, bajo otras cosas la cuestión del mensaje del apóstol mayor Bischoff que el Señor vendría durante su tiempo de vida. Su respuesta a esta pregunta sorprendió. Usted insinuó qué piensa abiertamente sobre esto y expresó que el no cumplimiento del mensaje es una cuestión sin aclaración para usted.


Sí, es y queda una cuestión sin aclaración para mí. Hay una publicación oficial de la época del apóstol mayor Fehr que dice que el apóstol mayor Bischoff elevó la pretensión personalmente y la ligó con la autoridad de su ministerio; pero no es conocido en qué forma le fue dada esta revelación. Se iniciaron muchos intentos de explicar las circunstancias acompañantes; pero ninguno llega a un resultado convincente. Quizás nunca se va poder comprobar cómo el apóstol mayor Bischoff recibió este mensaje. Él mismo siempre dijo muy convencido: El Señor me lo hizo saber.

El mensaje es por decirlo así un «palo en la rueda para la Iglesia Nueva Apostólica». ¿Se puede relativizar el carácter de revelación del mensaje independientemente si se ha cumplido o no?

No estoy de acuerdo que el mensaje sea un «palo en la rueda para la Iglesia Nueva Apostólica». Todos los que vivieron esa época concientemente saben que la espera a la venida de Cristo era muy intensiva. Por lo demás: Personalmente pienso, ahora como antes, que era una revelación. El mensaje fue entendido como una revelación, como un mensaje divino y así llevado a las comunidades. Pero se interpone la pregunta: ¿cómo, cuándo, dónde, dentro de qué marco? Si el apóstol mayor Bischoff interpretó bien la revelación o si había cosas que se debían valorar, ciertamente, escapa de nuestro conocimiento.

Hay que decir entonces: Allí hay una revelación, no lo negamos. Pero la interpretación de la revelación es subjetiva.

Así podría ser. Es parecido con el libro de Revelaciones en la Santa Escritura. Allí están descritos acontecimientos que vemos como parte del plan de Dios. Pero la interpretación de estos acontecimientos no siempre es inequívoca.

En la entrevista negó claramente la pregunta «¿Es usted infalible?» Si bien el dogma de la infalibilidad no considera que, por ejemplo, el papa como persona privada sea infalible, sino solamente cuando habla ex cátedra – es decir con la autoridad explícita de su ministerio. De esto se puede deducir la pregunta: ¿Cómo llegan en nuestro caso a efecto decisiones de enseñanza y qué índole de verdad contienen?

Pienso que esto nos cuesta siempre y que para nosotros como humanos no es posible separar completamente el ministerio de la persona. De esto resulta una cierta posibilidad de equivocación. Hechos básicos de nuestra fe no están en discusión. Pero eso no lo veo ligado al ministerio del apóstol mayor, sino es revelación del espíritu, es evangelio, es lo que está escrito en la Santa Escritura. Pero para todo lo demás, sean interpretaciones o cuestiones de la época no se pueden descartar equivocaciones.


Tema: Liturgia

¿No sería también oportuno hablar sobre la liturgia en nuestros servicios divinos?

Hay aproximaciones. En esta época efímera se tiene dificultades para concentrarse en la prédica. De allí nace la necesidad de tener un poco más de liturgia, un poco más de espacio libre para sentimientos. Por ejemplo se puede lograr más conciencia a través de un himno adicional o tocando el órgano de manera especial y decente o también a través del silencio. ¿Por qué no? Esto ya no se vive en ninguna parte. Estos pequeños elementos de una liturgia, una acomodación a la realidad social para facilitarles a los hermanos la concentración a la palabra – no lo excluyo. Pero no va ser que de repente introduzcamos nuevos elementos en la liturgia.

¿No habrá entonces ninguna interrelación mayor entre la comunidad y el dirigente del servicio divino en el transcurso del mismo?, porque la comunidad es predominantemente oidora de la palabra.

Correcto. La comunidad es incluida por la música por un lado. Podría tener más importancia que como lo es en el presente. Podría tener efecto también – bajo ciertas especificaciones – una lectura de la Biblia. Sería una oportunidad para que la comunidad y los hermanos en la fe puedan participar. Tendría la utilidad que hubiera un poco de instrucción al leer la Biblia. Por eso estoy muy abierto respecto a estos pensamientos.

¿No se podría ampliar y enriquecer un poco el festejo de la Santa Cena, p. ej. diciendo una oración de penitencia antes o utilizando otra vez el texto bíblico para las palabras de la institución de la Comunión?

Seguramente. Siempre tengo la sensación que el festejo de la Santa Cena es bastante racionado. Hay que poner la Santa Cena más al centro. Pero estos cambios tienen que ocurrir cuidadosamente. Para esto tenemos que despertar conciencia en los ministerios pastorales. Porque todo lo que se vuelve formal corre el peligro de perder profundidad en algún momento. Si la Santa Cena es solamente un apéndice o anzuelo, resultará que todo lo que proponemos como medidas no sean finalmente satisfactorias.


Tema: Formación / Hora de información

Como apóstol mayor es un gran deseo mejorar la calidad de la prédica. Para esto es necesario formar y perfeccionar a los portadores de ministerio. Esto impulsa siempre. Pero causa la impresión que en algunas iglesias regionales se lleva adelante y en otras no. ¿Cómo quiere superar estos obstáculos?

Queremos poner a disposición más material a las iglesias regionales, para que puedan trabajar directamente con ello. Por ejemplo hemos hecho una película sobre el tema «la visita del cuidador del alma». Es un proyecto que alcanza directamente a los distritos. Las iglesias regionales lo hicieron realidad según sus entendimientos y según sus mejores posibilidades, pero, eso sí, de maneras diferentes respecto a la forma y la intensidad.

Hasta ahora existe la opinión de muchos hermanos: He escuchado algo y puedo hacerlo. Pero cualquiera que estudió sabe; escucho algo y no siempre puedo hacerlo. ¿Como sería si la INA instala una especie de escuela bíblica, en la cual ofrezca seminarios y cursos para que cada hermano interesado pueda participar voluntariamente, porque muchos no saben cómo obtener informaciones fundadas?

Algo así no tenemos todavía y sería difícil realizarlo. Lo han demostrado algunas experiencias. Una instalación como una escuela bíblica sería posible. Pero debería elaborarse una materia determinada. Por otro lado no se debe pasar por alto que algunos dicen que en la iglesia todo es manejado demasiado por la cabeza y la mente. Ellos piensan que cuanta más formación haya, más será desplazado lo original, lo espiritual. Por cierto, podemos comprobar que a pesar de ciertos déficit los servicios divinos son entusiasmantes y amenos. Seguramente hay que forzar la formación de los hermanos, es un aspecto importante. Pero en nuestra iglesia también hay muchos otros campos de ocupación, como p. ej. la música. Hay mucho empeño de aumentar aun más las actividades musicales. Se dice, con razón, que la música hoy en día no es fomentada, ni en casa, ni en el colegio, que los coros en parte están en mal estado. También tenemos la necesidad de trabajar asuntos históricos, y otros por el estilo. Solo quiero aclarar: Hay el peligro que nos traspapelamos en vez de concentrarnos en una sola cosa. Además somos una iglesia internacional. Esto dificulta armar un concepto uniforme. En Estados Unidos por ejemplo existen tantas comunidades religiosas como arena en el mar. Por esta situación la INA está empeñada en diferenciarse claramente de las otras. Por eso, así lo pienso, se fija más en lo espiritual.

¿Cuándo celebra su próxima hora de información y con qué tema?


Posiblemente en el otoño de 2007. Una parte de la hora se ocupará con cuestiones históricas de la iglesia. Esto queremos tratarlo abiertamente. Existen resultados parciales del grupo de trabajo Historia de la iglesia que muestran que se pueden presentar algunas cosas más claramente y que la historia no fue siempre fácil. Pienso que no podemos escondernos, no lo queremos tampoco, sino que aceptamos nuestra historia. Lo que sigue después no lo sé por el momento. Serían posibles observaciones al catecismo. También los nuevos pensamientos guías podrían ser un tema. Pero esto está abierto todavía. Porque organizar una hora así para solamente tratar la historia sería un poco simplista.

(Derechos de autor: Edición Friedrich Bischoff GmbH, Francfort/M)