6.4.4 La Iglesia de Jesucristo y los Sacramentos

En todo lugar donde se bautiza en la debida forma, es decir en el nombre de Dios, el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo, las personas creyentes pueden ser integradas por gracia de Dios al cuerpo de Cristo. El Santo Bautismo con Agua está confiado a la Iglesia como un todo. Lo testifica el sexto artículo de la fe: “Yo creo que el Santo Bautismo con Agua es el primer paso para la renovación del hombre en el Espíritu Santo, y que el bautizado es adoptado en la congregación de aquellos que creen en Jesucristo y se profesan a Él como su Señor".

La administración de todos los Sacramentos, es decir, la dispensación del Santo Bautismo con Agua, la Santa Cena y el Santo Sellamiento, está confiada al ministerio de Apóstol. Los Apóstoles también dispensan los tres Sacramentos a los difuntos.

El Sacramento de la Santa Cena se festeja en la comunión de la mesa en la cual están presentes el sacrificio de Cristo y el cuerpo y la sangre del Señor, así como es preciso sea en comunión con los Apóstoles. Al respecto dice el séptimo artículo de la fe: “Yo creo que la Santa Cena ha sido instituida por el Señor mismo en memoria del una vez ofrecido, plenamente valedero sacrificio y de la amarga pasión y muerte de Cristo. El gustar dignamente la Santa Cena nos garantiza la comunión de vida con Jesucristo, nuestro Señor. Es celebrada con pan sin levadura y vino; ambos deben ser separados y suministrados por un portador de ministerio de la Iglesia autorizado por el Apóstol".

El Sacramento del Santo Sellamiento es dispensado exclusivamente por Apóstoles, como se explica en el octavo artículo de la fe: “Yo creo que los bautizados con agua deben recibir el don del Espíritu Santo a través de un Apóstol para alcanzar la filiación divina y las condiciones previas para la primogenitura".

EXTRACTO

En todo lugar donde se bautiza en la debida forma, es decir en el nombre de Dios, el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo, las personas creyentes pueden ser integradas por gracia de Dios al cuerpo de Cristo. El Santo Bautismo con Agua está confiado a toda la Iglesia. (6.4.4)

La administración de todos los Sacramentos está confiada al ministerio de Apóstol. Los Apóstoles también dispensan los tres Sacramentos a los difuntos. (6.4.4)

La Santa Cena se festeja en la comunión de la mesa en la cual están presentes el sacrificio de Cristo y el cuerpo y la sangre del Señor, así como es preciso sea en comunión con los Apóstoles. (6.4.4)

El Santo Sellamiento es dispensado exclusivamente por Apóstoles. (6.4.4)

See also