1 Las revelaciones de Dios

Dios, quien creó el cielo y la tierra, se revela de diferentes maneras en la naturaleza y en la historia, de manera que la naturaleza puede ser reconocida como su creación y la historia como la historia de la salvación.

Dios se ha revelado en su Hijo Jesucristo de manera única. Para exaltar por siempre esta revelación, el Eterno en Pentecostés envió el Espíritu Santo, que revela a Dios como el Trino: como Padre, Hijo y Espíritu Santo. En el retorno de Cristo, la revelación de Dios será perfecta para aquellos que serán arrebatados, porque ellos verán a Dios tal como Él es (1 Jn. 3:2).

See also